Médicos que vencieron al covid-19 reconstruyen con éxito cara de menor accidentada

El rostro de una niña de 8 años que sufrió fracturas múltiples al caer en una pila de ladrillos de un reservorio de agua fue reconstruido exitosamente por un equipo interdisciplinario del Instituto Nacional de Salud del Niño de Breña (INSN-Breña), integrado por diversos galenos que un mes atrás vencieron al coronavirus.

La exitosa operación que duró siete horas ininterrumpidas fue realizada por médicos del servicio de Cirugía de Cabeza y Cuello y Maxilofacial (CCC y MF), como el Dr. Carlos Salazar, quien estuvo en cuidados intensivos del Hospital Dos de Mayo, y el Dr. Luis Ticona Zegarra, quien también lucho contra el virus, al permanecer internado durante cinco semanas en la Villa Panamericana, en Villa el Salvador.

Ya recuperados se encuentran realizando cirugías de alta complejidad, salvando la vida a niños con patologías complejas como es el caso de esta menor quien sufrió un accidente cuando se dirigía a la chacra de sus padres, en el caserío La Masma, provincia de San Marcos, en Cajamarca.

El equipo interdisciplinario del INSN-Breña estuvo integrado también por especialistas de otorrinolaringología, anestesiología, enfermeras instrumentistas y técnicos en enfermería.

Reconstrucción compleja

El trauma por el fuerte impacto ocasionó la rotura de los huesos frontales, nariz a nivel de la región malar bilateral, techo y piso de órbita, maxilar superior, entre otras partes de la cara.

“Fue una reconstrucción bastante compleja, ardua y bien laboriosa que, gracias al esfuerzo multidisciplinario, la logística necesaria y el personal capacitado, pudimos sacar adelante”, indicó el Dr. Luis Ticona Zegarra, del servicio de Cirugía de Cabeza y Cuello y Máxilo Facial.

Se requirió de fotografías de la niña para un estudio previo en imágenes digitales (3D) y realizar posteriormente una planificación quirúrgica de las características faciales para la reconstrucción.

“Se unió cada hueso con placas y tornillos de titanio para lograr que la anatomía de la paciente quede igual que antes del trauma facial”, agregó el especialista.

La menor ha tenido una buena evolución, ya puede caminar, se alimenta vía oral, habla y su visión está mejorando. Para su recuperación fue fundamental el cuidado de personal de la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), donde permaneció tres días, y el cuidado del equipo de enfermería. La cobertura de su intervención quirúrgica está a cargo del Seguro Integral de Salud (SIS).

Andina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *