El derecho a ser elegida: un desafío vigente

Por: Mg. María Luisa Vásquez Atoche

La participación de las mujeres en la vida política del país constituye uno de los desafíos más importantes en el ejercicio de sus derechos y en la lucha por la igualdad de género.

Una lucha larga y tortuosa desde que, a finales del siglo XIX, María Jesús Alvarado Rivera, a los 15 años, planteara los derechos políticos para las mujeres, hasta la actualidad, en que las mujeres acceden a cargos de elección popular.

Hitos importantes fueron la Ley 12391, promulgada por el presidente Manuel Odría en 1955, que otorgaba el derecho al voto a las mujeres; la normativa de cuotas de género, a partir de 1997 y; más recientemente, la Ley 31030 por la que se modifican normas de la legislación electoral para garantizar paridad y alternancia de género en las listas de candidatos. Sin embargo, el derecho a elegir y ser elegida no han ido a la par y esto tiene relación con la existencia del voto preferencial. En tal sentido, analicemos un caso.

Elecciones Congresales Extraordinarias 2020

De acuerdo a los resultados de las Elecciones Congresales Extraordinarias 2020 publicados por la ONPE, en la región Piura, cinco candidatas se ubicaron entre las primeras 20 ubicaciones de la votación preferencial; el orden que ocupan es: tercero, octavo, décimo cuarto, décimo sétimo y décimo noveno.

Estas ubicaciones corresponden a los partidos son Fuerza Popular, Partido Morado, Alianza por el Progreso, Podemos Perú y Frente Amplio, respectivamente.

Todos estos partidos pasaron la valla electoral del 5% y lograron representación en el nuevo Congreso, pero los resultados de la votación preferencial favorecieron mayormente a los hombres, por lo cual, solo dos mujeres resultaron electas. A continuación, se presenta los resultados.

Tabla N° 1: Candidatos/as con mayor votación

ORDENCANDIDATO/ANÚMEROPARTIDOVOTOSELECTO/A
1Mártires Lizana Santos1Fuerza Popular28,228
2Edward Zárate Antón2Fuerza Popular19,708
3María Luisa Silupú Inga4Fuerza Popular14,934
4Mario Quispe Suárez3Alianza para el Progreso14,479
5Franco Salinas López1Acción Popular14,385
6Reymundo Dioses Guzmán1Somos Perú14,235
7Juan M. Aguilar Hidalgo4Acción Popular13,728No
8Angélica Palomino Saavedra1Partido Morado13,291
9Segundo Meléndez Zurita4Avanza País12,341No
10Luis Castro Pérez2Partido Morado11,639No
11Jhony Peralta Cruz1Podemos Perú11,503No
12Pedro Peña Jiménez2PPC11,407No
13Carlos López Jiménez1Frente Amplio11,157No
14Adela Córdova Alcarazo2Alianza para el Progreso11,065No
15José A. Neira Arisméndiz1Alianza para el Progreso10,933No
16Alfredo Neyra Alemán3Somos Perú10,563No
17Mónica Rojas Siesquén5Podemos Perú10,179No
18Marco Merino Arias7Alianza para el Progreso9,958No
19María Luisa Vásquez Atoche2Frente Amplio9,890No
20Alejandro Vílchez Pardo1Unión por el Perú9,812No

Entre las personas inscritas al proceso electoral, 45% fueron mujeres; sin embargo, los resultados de los comicios les dieron ubicaciones distantes a los primeros lugares. De hecho, la composición del grupo parlamentario piurano, en cuanto a género, es similar al del Congreso disuelto. A continuación, se muestra la ubicación de las 11 candidatas con mayor votación.

Tabla N° 2

Ubicación de las candidatas con mayor votación

ORDENCANDIDATO/ANÚMEROPARTIDOVOTOS
3María Luisa Silupú Inga4Fuerza Popular14,934
8Angélica Palomino Saavedra1Partido Morado13,291
14Adela Córdova Alcarazo2Alianza para el Progreso11,065
17Mónica Rojas Siesquén5Podemos Perú10,179
19María Luisa Vásquez Atoche2Frente Amplio9,890
22Versany Santur Rivera6Acción Popular9,299
29Amelia Ugarte Quiroz Curo1PPC7,445
30Rosa Castro Torres7Acción Popular6,983
32Diana Troncos Mauricio5Fuerza Popular6,929
34Edelia Guerrero Ávila5PPC6,384
35Esther Otero Yenque7Partido Morado6,355

Conclusiones

Pese a la existencia de un marco normativo favorable a la participación política de las mujeres que permitió que, al menos, tres de ellas fuesen inscritas en cada lista de candidatos a las Elecciones Congresales Extraordinarias en la región Piura, es un reto lograr una mayor preferencia del electorado por una candidata de sexo femenino, que le permita un caudal de votos suficientes para acceder a un cargo de elección popular.

Una barrera a superar es la disponibilidad de recursos para realizar una campaña electoral similar a la que realizan algunos hombres. Cabe mencionar que, durante la campaña electoral, los candidatos deben requerir licencia sin goce de haber en instituciones públicas e incluso privadas, o perder sus trabajos, lo que redunda negativamente en su economía, en una época de gran demanda de recursos.

De otro lado, es necesario un mayor trabajo de concientización del electorado para generar una apuesta por la capacidad de las mujeres y una mejor comprensión del derecho a la participación política de la que gozan. Ello implica superar prejuicios y estereotipos que las colocan en desventaja frente a los hombres, mellando sus posibilidades de servir al país desde la función legislativa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *